0

Los ojos del escritor

Una novela muy cercana

Los ojos del escritor es la tercera novela protagonizada por Moisés Guzmán del autor Esteban Navarro.

Tengo que confesar que es la primera novela que leo de este escritor…¡Ya era hora! ¿Por qué elegí esta novela y no otra de este autor? Sinceramente porque el título me llamó mucho la atención. Más adelante hablaré sobre él. Otra de las cosas que me encanta es el formato. Me gustan los libros de bolsillo porque siempre llevo uno en el bolso. Aprovecho cualquier ratito “tonto” para leer: mientras espero el autobús urbano (aquí lo llamamos villavesa) o cuando viajo en él. Así pues, vi que era de bolsillo y, lo mejor de todo, una novela inédita. Ya sabéis que la ediciones de bolsillo suelen salir, dependiendo de la editorial, un año después al lanzamiento en formato “normal”.

Me ha resultado una novela muy entretenida y amena de leer. En el primer capítulo, como es habitual en muchas de las novelas de este género, comienza con la intriga que genera un crimen. En los capítulos siguientes,  Navarro nos presenta a los personajes principales uno a uno. De forma muy sencilla, nos narra aquella parte del pasado de los personajes que les ha marcado profundamente en su vida. Particularmente, me gusta este planteamiento ya que me sitúa quiénes van a ser los personajes (incluso los visualizo) y me prepara para la acción.

El argumento y la trama son sencillos al igual que el estilo de narración del autor. Es directo y no utiliza muchas florituras. Va al grano, algo que agiliza el ritmo de la historia. En la tranquila localidad de Blanes, se han cometido dos asesinatos con el mismo modus operandi. Los principales sospechosos son los vecinos de la calle donde se ha cometido uno de ellos. La joven barcelonesa Cristina Amaya con un pasado familiar complicado, el excéntrico escritor de novelas policíacas León Acebedo y el propio policía nacional retirado Moisés Guzmán que está de vacaciones en la población. La parte de la investigación policial está bien narrada. Por otro lado, se nota que el autor es policía y conoce bien cómo se lleva a cabo una investigación policial en el caso de un asesinato: los interrogatorios, la parte forense, la jerarquía dentro de un cuerpo policial, etc.

Centrándonos en los personajes, el autor ha creado unos personajes que funcionan. Digo que funcionan en positivo. A pesar de que los personajes principales no son totalmente completos ni tampoco planos, funcionan porque son cercanos, normales, cotidiano. Incluso, las relaciones que se crean entre ellos ponen un punto de humor a la historia. Por ejemplo, me he reído mucho, y me he sentido identificada, cuando narraba las situaciones donde Moisés Guzmán hacía lo posible para no cruzarse con su pesado vecino Fausto Onieva. Algo que hemos hecho todos con alguno de nuestros compañeros de portal. También hay una variedad de personajes secundarios que, de manera indirecta, avivan la historia.

En cuanto al título, ya he comentado que me llamó la atención al elegir la novela. Después de terminarla, creo que es un acierto porque dice mucho de una parte importante de la novela que pone un toque de suspense e intriga diferente a la tónica de la misma. El personaje del escritor León Acebedo sufre unas esporádicas y repentinas faltas de visión que estarán relacionadas con los momentos más trágicos de la historia.

Como punto débil, quiero señalar que yo habría elegido otra portada ya que da pistas sobre el contenido del libro, es poco sutil  y elimina parte de la expectación en la novela.

En conclusión, una novela con la que podrás pasar un rato muy entretenido. Con unos personajes cercanos y que, incluso, alguno de ellos podrás identificar con alguna persona de tu vida cotidiana. Tiene momentos de intriga y también alguna que otra situación divertida. Un final no demasiado brillante pero que, en general, merece la pena ser leída. 

Puntuación general: 6,25/10
Trama: 7/ 10
Personajes: 7/ 10
Ambientación: 6/10
Desenlace: 5/10
Puntos fuertes: la descripción de los personajes y las relaciones entre ellos. El estilo del autor para forjar una historia tan real.
Puntos débiles: sin duda, la portada. Como ya he comentado, es demasiado evidente y resta parte de la sorpresa.
Recomendado a: lectores que quieran una lectura amena y agradable, lectores que busquen una historia cercana y entretenida.

Puedes comprar el libro aquí:Los ojos del escritor

Patricia Asiain

Deja un comentario